lunes, junio 24, 2024

Parte 1. Desapariciones forzadas: Estado 

La Columna de Cthulhu

Perpetrador. (PERPETRAR. v. a. Hacer o cometer algún delito o culpa)

Los hombres se quejan de la injusticia y el abuso hasta que son capaces de ganar fuerza.  Una vez que este poder está en sus manos lo usan si es necesario para la comisión de injusticias y abusos” Henri Becque

En esta y próximas entregas Cthulhu expondrá un trabajo de investigación que realizó sobre las desapariciones forzadas en México las cuales tienen a cientos de miles de familias sin saber sobre al paradero de sus familiares y por otro lado al Estado encubriendo a las personas servidoras públicas que perpetraron tal delito, así que comencemos.

La palabra “desaparecer” nos evoca a los magos que haciendo gala de sus habilidades logran convencer a los espectadores de que un conejo, una persona o cualquier otro objeto desaparecen de su vista generando toda una incertidumbre sobre ¿Dónde está? ¿A dónde se fue? ¿Qué pasa mientras no es visible? Afortunadamente después de unos cuantos toque mágicos aparece la persona, animal u objeto y todos estallan en aplausos.

Pero ¿qué sucede cuando un ser amado desaparece de nuestra vista y no por un acto de magia, sino por la acción de otras personas? dejando la angustia de saber ¿en dónde se encuentra, hacía dónde se dirige, está con vida o muerto? A esto, hay que sumarle que esta desaparición fue perpetrada por personas que trabajan en las Administraciones Públicas federal o estatales, es decir, estas fueron organizadas, ejecutadas directamente por personas servidoras públicas o en complicidad con particulares, digamos, el crimen organizado.

Los servidores públicos y el crimen organizado son responsables del creciente número de desapariciones forzadas en México, así lo aseguró la Organización de las Naciones Unidas en su informe sobre desapariciones forzadas en México dado a conocer en abril de 2022; es un señalamiento grave pero que a oídos del Gobierno Federal suena más a un “compló” que a un aviso para poder atender el tema, recordemos que la víctima siempre será López Obrador.

Antes de continuar con los datos y las observaciones que organismos internacionales le han hecho a México por los grados de corrupción, impunidad y contubernio del Estado con el crimen organizado, saltan a la cabeza las siguientes preguntas ¿Qué es una desaparición forzada? ¿Por qué es preocupante? ¿Quiénes pueden cometer este delito?

El artículo 27 de la Ley General en Materia de Desaparición Forzada de Personas, señala que “Comete el delito de desaparición forzada de personas, el servidor público o el particular que, con la autorización, el apoyo o la aquiescencia (consentimiento) de un servidor público, prive de la libertad en cualquier forma a una persona, seguida de la abstención o negativa a reconocer dicha privación de la libertad o a proporcionar la información sobre la misma o su suerte, destino o paradero”. Esto quiere decir que este delito es realizado por una persona servidora pública o por cualquier otra persona con la autorización, apoyo o consentimiento de un integrante del Servicio Público.

De acuerdo al Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No localizadas (RNPDNO) de la SEGOB, en el lapso del 15 de marzo de 1974 al 30 de julio de 2023 se tienen registradas 290 mil 586 personas desaparecidas; 847 de ellas se ha comprobado que fueron víctimas de desaparición forzada; 110 mil 970 no han sido localizadas, en tanto que 12 mil 999 fueron localizadas sin vida, obvio que todos estos datos son de los casos que fueron denunciados y judicializados, seguramente hay otros más de los cuales no existe registro.

Para algunos pueden ser pocas las 847 personas que han sido víctimas de desaparición forzada esto en comparación al total (en marzo de 2022 fueron 477), pero lo realmente preocupante es que el Estado sea quien perpetre este delito; sobre este punto la ONU señaló que hay una gran falta de interés por el Estado Mexicano en resolver estos casos, asegura que de las 110 mil personas desaparecidas de las cuales no se sabe nada, existe un alto índice de posibilidades de que sean víctimas de desaparición forzada, pero como no hay investigaciones claras, se quedan en el limbo de la impunidad ¿por qué? están involucradas personas servidoras públicas de todos los niveles de gobierno y el Estado jamás va a reconocer que está en contubernio en la comisión de este delito o en complicidad con el crimen organizado. 

En el informe presentado por la ONU en abril de este 2022 se asevera que “La impunidad en México es un rasgo estructural que favorece la reproducción y el encubrimiento de las desapariciones forzadas y pone en peligro y causa zozobra a las víctimas, a quienes defienden y promueven sus derechos, a los servidores públicos que buscan a las personas desaparecidas e investigan sus casos y a la sociedad en su conjunto” esto quiere decir que el Estado planea, ejecuta o es cómplice de las desapariciones forzadas; pero también se extiende a las instituciones de procuración de justicia que no hacen nada al respecto desde el ámbito que les corresponde, así que este delito no se queda en la ejecución física de “desaparecer” sino se traslada a la impunidad lo que genera una continua violación a los Derechos Humanos de las personas desaparecidas y sus familiares.

Hasta aquí Cthulhu deja la primera parte de esta investigación y les dé tiempo queridas lectoras y lectores para su reflexión. 

Ahora vamos con los chismecitos.

Resulta que las personas legisladoras locales y federales del PAN en Querétaro andan con todo para el registro de simpatizantes del Frente Amplio por México, en particular de Xóchitl Gálvez, a las diputadas y diputados locales les pidieron 2 mil registros y a los federales 5 mil, así que andan formando sus redes de apoyo:

Pero quien generó gran descontento fue la diputada del distrito 1 Dulce Ventura, que además es secretaria de Promoción Política de la Mujer del PAN en el municipio de Querétaro, convocó a un buen número de panistas con el pretexto de una actividad dirigida a ellas, pero sorpresa era para pedirles que le ayudaran a juntar sus 2 mil firmas, obviamente generó el de las asistentes las cuales se sintieron engañadas y aparte usadas por esta diputada, que por cierto presume su cercanía con Lupita Murguía ¿sino pude conseguir 2 mil firmas para el Frente? ¿Cómo es que se atreve a ofrecer racimos de votos a futuras candidaturas?, están hechos bolas en el PAN estatal, así lo afirma la militancia.

A quién traen de un lado a otro en supuestos espacios a cambio de bajarse de la Senaduría es a Luis Nava, primero que va por la dirigencia estatal del PAN y ahora que sería el titular de la Secretaría de Desarrollo Social del Estado, eso sí, no son espacios que él busca, sino que desde el Palacio de la Corregidora se los están ofreciendo. 

Hasta aquí la columna de Cthulhu, hasta la próxima entrega.

Más información
Relacionado

Rusia convoca a embajadora de EEUU tras ataque ucraniano contra Sebastopol

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia convocó a la embajadora de Estados Unidos

El Marqués atiende incidentes en tres localidades derivado de la lluvia

La Coordinación Municipal de Protección Civil de El Marqués...

Envejecimiento de la población, reto para la legislación y políticas públicas, estudio

El acelerado incremento en el número de personas mayores...

Inauguran Feria Ambiental 2024

La presidenta municipal de El Marqués, Claudia Martínez Guevara,...