martes, mayo 28, 2024

Biden realiza visita sorpresa a Ucrania mientras crece sentimiento antibélico en EE. UU.

WASHINGTON, 21 feb (Xinhua) — El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, realizó el lunes una visita sorpresa a la capital ucraniana de Kiev, en un viaje descrito por los medios como secreto, o incluso furtivo.

«La caravana del presidente Joe Biden salió de la Casa Blanca alrededor de las 03:30 (hora local) del domingo. No se utilizó un Air Force One grande y llamativo para este viaje: el presidente desapareció en la oscuridad en un Air Force C-32, un Boeing 757 modificado que normalmente se usa para viajes domésticos a aeropuertos más pequeños», dijo un artículo de Associated Press.

«Cuando volvió a aparecer, 20 horas después, estaba en el centro de Kiev, Ucrania», dijo.En la capital ucraniana, Biden sostuvo conversaciones con su homólogo ucraniano, Volodymyr Zelensky, sobre la situación en el frente y anunció 500 millones de dólares estadounidenses adicionales en ayuda militar para Ucrania, lo que se cree intensificará aún más la crisis en el país europeo.

En una conferencia de prensa conjunta con Zelensky, Biden dijo que el nuevo paquete de asistencia consistirá en misiles para sistemas de cohetes de artillería de alta movilidad (HIMARS, siglas en inglés) y sistemas de misiles antitanque Javelin, así como más equipamiento militar y armas.

Estados Unidos y sus aliados ya han comprometido cerca de 700 tanques y miles de vehículos blindados, así como 1.000 sistemas de artillería, entre otras ayudas a Ucrania, dijo Biden.La furtiva visita del presidente a Kiev se produjo en un momento en que el sentimiento contra la guerra en Estados Unidos está en alza.

Muchos estadounidenses están pidiendo al Gobierno que deje de alimentar el conflicto entre Rusia y Ucrania, reduzca el gasto militar y revise el papel de la OTAN.Anotando que se puede poner fin al conflicto en Ucrania a través de la diplomacia, Jimmy Dore, un comentarista político estadounidense y personalidad mediática, dijo a los que se habían congregado en la manifestación del domingo por la tarde ante el Monumento a Lincoln, en el National Mall en Washington D.C., que «nuestros políticos quieren enriquecer a los fabricantes de armas, por lo que siguen haciéndoles donaciones».

La excongresista estadounidense Tulsi Gabbard culpó a los políticos por no servir al pueblo, sino a «sus amos en el complejo militar-industrial», e instó a los estadounidenses a «dejar de lado nuestras diferencias y trabajar juntos para despedir a los políticos belicistas de ambos partidos políticos».El complejo militar-industrial se refiere al establecimiento militar de Estados Unidos, así como a las industrias involucradas en la producción de armas.

Esta unión, dicen los críticos, produce beneficios para ambas partes: los planificadores reciben las herramientas necesarias para hacer la guerra a favor de sus intereses en el extranjero, mientras que los contratistas de defensa se convierten en beneficiarios de lucrativos acuerdos.

La OTAN también ha sido ampliamente criticada entre los estadounidenses, que instan al bloque militar liderado por Estados Unidos a contribuir positivamente a la paz y la estabilidad mundiales, en lugar de jugar simplemente el papel de alborotador.

La tragedia en Ucrania «podría haberse evitado fácilmente si el Gobierno de Biden y la OTAN simplemente hubieran reconocido las legítimas preocupaciones de seguridad de Rusia con respecto a que Ucrania se convierta en miembro de la OTAN», tuiteó Gabbard.

Más información
Relacionado

Propone Felifer trabajar proyectos de largo plazo para ordenar la ciudad

El candidato a la presidencia municipal de Querétaro por...

Tripulación de Shenzhou-18 completa primera caminata espacial

Los tripulantes de la nave espacial Shenzhou-18, actualmente a bordo de la estación espacial china en órbita

SpaceX planea lanzar cuarto vuelo de prueba de Starship en junio

SpaceX planea realizar el cuarto vuelo de prueba de su cohete gigante Starship el 5 de junio

Presidente descarta motivos de preocupación rumbo a elecciones

El presidente de México afirmó que no existen motivos de preocupación