domingo, septiembre 25, 2022

Libros: una puerta para la comunicación con los hijos – Denisse Aubert García

El núcleo principal de la sociedad  sin duda alguna es la Familia, misma que nos pone al alcance todo aquello que necesitamos  para nuestro  desarrollo.

Las necesidades del ser humano son muchas, hay necesidades primarias vitales que son indispensables para sobrevivir como la alimentación y abrigo; pero también hay necesidades importantes como las sociales, afectivas, espirituales, intelectuales, recreativas, culturales, etc. Los padres de Familia somos los encargados principales de abastecer de recursos a nuestros hijos para propiciar el mejor desarrollo y desenvolvimiento  de los mismos.  

La Comunicación es una necesidad socio-afectiva primordial a la que debemos prestar atención y debemos favorecerla en todo momento.

La Lectura puede ser la llave que abra la puerta del diálogo con nuestros hijos sean niños o adolescentes. Escuchemos a nuestros hijos… desde pequeños tienen cosas muy valiosas que comunicarnos; aprendamos a descifrar lo que quieren darnos a conocer con su lenguaje no solo en las palabras, también en el lenguaje de su comportamiento.

Leer con nuestros hijos  permite acercarnos a eso que ellos quieren decirnos, siempre y cuando demostremos importancia y dediquemos tiempo a ello.

Cuando leemos con nuestros hijos, construimos un puente de confianza que brinda seguridad y optimismo a nuestra relación; esto  permite darnos cuenta de todo lo que pasa con  ellos, ya sean logros, inquietudes, problemas, dudas o simplemente lo que viven en ese momento.  

Cuantas veces vemos que los hijos no platican de ciertas cosas con sus padres por falta de confianza o por pena, o porque de plano no son escuchados.  Hay que tomarnos el tiempo de platicar con ellos y escucharlos poniendo atención. 

No es lo mismo oír que escuchar… escuchar con el corazón, con empatía, con ganas de ayudar o hacer sentir bien al que me está comunicando algo. 

Para esto podemos tener una pequeña biblioteca en casa con materiales para leer. Desde cuentos, libros, periódicos, documentales, videos, artículos, revistas, etc., que debemos seleccionar pensando  en un objetivo o meta a lograr con el  mismo. Busquemos siempre herramientas con contenidos positivos que promuevan valores y favorezcan el bien común para vivir mejor.

Debemos dejar también de vez en cuando que ellos elijan una lectura; en ocasiones el tema que escogen tiene que ver con lo que está pasando a su alrededor.

 Nunca olvidemos después de leer, reflexionar juntos lo que leímos,  usando la lectura como mero pretexto para guiar, formar, aconsejar, enseñar y educar a nuestros hijos.

Suscríbete

Más información
Relacionado

Chilaquiles, tacos, ramen y pollo frito, los favoritos de los mexicanos al pedir a domicilio

En el último semestre se registra una alza en...

Arrancan Academias Multidisciplinarias Gratuitas

El gobernador, Mauricio Kuri González, encabezó la puesta en...

María Moya, entrevista a una equinoterapeuta

“El caballo nos invita a sentir la naturaleza en...

Libros y café – Teresita Balderas y Rico

Cuando me cito con una amiga a desayunar, la...