jueves, abril 18, 2024

Aumento de tasa de interés en EE. UU. impacta negativamente en economías periféricas, dice experto

BUENOS AIRES/Xinhua

La continuidad de la política de aumento de la tasa de interés en Estados Unidos tendría repercusiones negativas para las economías latinoamericanas y periféricas al propiciar una eventual caída de las exportaciones, además de alentar una salida de capitales y volver más onerosa las deudas de estos países, opinó hoy lunes el economista argentino, Mario Quinteros.

El ex diplomático argentino y actual director de la firma Yi Consulting Ltd. se refirió a una eventual nueva subida del tipo de interés por parte de la Reserva Federal estadounidense (FED, por sus siglas en inglés) en un contexto en el que el índice de inflación en el país norteamericano no ha llegado al objetivo del 2 por ciento.

«Para las economías periféricas, las latinoamericanas inclusive, el alza de las tasas de interés en Estados Unidos usualmente trae una caida en las exportaciones, ya que menor actividad económica en EE. UU. significa menores compras externas; y una tendencia a la emigración de capitales a Estados Unidos donde se perciben más beneficios», explicó Quinteros, en entrevista con Xinhua.

El ex vicejefe de misión del Consulado de Argentina en Guangzhou (2011-2013) además indicó que una nueva subida de tasas tendría un impacto en los compromisos financieros de los países latinoamericanos.

«Adicionalmente, para los países periféricos, especialmente para los latinoamericanos, que están endeudados en dólares, un alza de las tasas de la FED implica mayores desembolsos en términos de intereses y costos de servicios financieros; es decir que la deuda de estos países se torna más onerosa, situación que habitualmente complica mucho la balanza de pagos de estos países», continuó.

Actualmente, la FED mantiene la tasa de política monetaria entre el 5,25 por ciento y el 5,50 por ciento; pero tras conocerse el dato de inflación de septiembre que fue del 3,7 por ciento interanual, analistas apuntan a una posible suba inminente.

«Cabe esperar que al no cumplirse el objetivo de reducción la inflación, la FED continúe aplicando medidas para controlar la inflación del dólar», remarcó Quinteros.

El economista recordó que el aumento de tasas tiene como objetivo encarecer el crédito para limitar las presiones inflacionarias; no obstante, encarecer el crédito implica una reducción de la actividad económica y una desmejora en el nivel de vida de la población al limitarse también el consumo.

Por su parte, «a nivel global, la suba de la tasa de interés implica que estos altos intereses inducen a importantes reducciones en el comercio internacional y también hacen que el flujo de capitales se vaya a los mercados con intereses más altos» en detrimento de economías con monedas, instrumentos o tasas menos atractivas.

El entrevistado refirió que esta sujeción a la variación de la tasa de la FED por parte de los países latinoamericanos datan del modelo que sucedió a la Segunda Guerra Mundial con economías muy influenciadas por «los altibajos de la economía de Estados Unidos; siendo los países de la región más vulnerables al ser más débiles».

«Esta situación, en realidad, está ya modificándose como reflejo de los cambios que se están dando en el plano internacional con la consolidación de la Unión Europea, el surgimiento de China en el comercio y la industria del mundo y la importancia que están adquiriendo otros países otrora periféricos como Brasil, Indonesia, Vietnam, India, Rusia en la economía mundial», manifestó.

De igual forma, aseguró Quinteros, el esquema de las instituciones internacionales también está modificándose, con el surgimiento de nuevas instancias como la Iniciativa de la Franja y la Ruta propuesta por China que, según el entrevistado, «es un buen ejemplo de cooperación internacional» y el Grupo de los BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica).

Según el experto, estas instituciones emergentes «responden mejor a las necesidades de la comunidad internacional de hoy; y son instituciones y reglas de convivencia que representan las aspiraciones de los pueblos a una prosperidad común».

En versión de Quinteros, ante las repercusiones negativas del aumento de tasas de la FED en las economías latinoamericanas se hace necesario y «urgente» el encontrar mecanismos de independencia frente al dólar estadounidense y las instituciones y mecanismos financieros asociados.

«La política monetaria de Estados Unidos impacta directamente en la situación social y económica en la mayor parte de América Latina, que está bastante deteriorada y no se condice con las necesidades y aspiraciones de los pueblos. Además, conviene tener presente que estamos ya en la tercera década del siglo XXI y que es necesaria una perspectiva diferente a la que predominaba en el siglo pasado», concluyó.

Más información
Relacionado

Netanyahu dice que Israel preserva derecho a la autodefensa

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, subrayó hoy miércoles el "derecho (de Israel) a defenderse a sí mismo de Irán"

CELAC condena a Ecuador y respalda a México por invasión de Embajada

La Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) decidió hoy, durante la Cumbre extraordinaria de Jefes de Estado y de Gobierno convocada por Honduras

México enfrenta retos fiscales no vistos desde la década de 1980, señalan expertos

México enfrenta retos fiscales que no se habían observado desde la década de 1980

Querétaro se suma a la conmemoración del Día Mundial de la Hemofilia

En el marco del Día Mundial de la Hemofilia,...