Captura de pantalla 2015-06-30 a las 10.47.57Alumnos pertenecientes a la generación 2011-2015 de la preparatoria San Javier se congregaron en el auditorio del instituto para disfrutar de la misa que se ofreció en su honor al concluir esta etapa estudiantil y también recibir su constancia, antes de dirigirse al hotel Misión Juriquilla donde se llevó a cabo la cena-baile en su honor.

El sacerdote que ofició la santa misa se dirigió a ellos con respeto y armonía invitándolos a buscar su sueño y ser felices de la forma en que elijan vivir su vida, pero los exhortó a estar siempre cerca de María y de Cristo.

Más tarde el director general del instituto y el coordinador de la prepa al tomar la palabra coincidieron en felicitarlos por ser una generación llena de retos y la invitó a continuar desarrollándose en una vida profesional exitosa. Les comentaron a los jóvenes que en la vida existen muchos obstáculos pero que son pruebas de luz que deben reconocer para al final encontrar su verdadera misión.